La Consejería de Fomento de Murcia permite a los VTC saltarse la normativa

La Consejería de Fomento se escuda en las exigencias de la Comisión Nacional del Mercado de la Competencia (CNMC) para dar más facilidades a las empresas con autorizaciones para Vehículos de Transporte con Conductor (VTC).

También afirma que no puede obligar a las compañías como Uber o Cabify a mantener en sus bases los vehículos cuando están fuera de servicio, porque «legalmente no se puede imponer».

Por el contrario, los taxistas quieren que se obligue a los VTC a permanecer en las instalaciones de sus empresas para evitar que aparquen en «gasolineras o en garajes privados» y que puedan recoger viajeros en la calle.

El departamento de José Ramón Díez de Revenga ha rebajado de 30 a 15 minutos el tiempo de antelación necesario para que un cliente pueda contratar los servicios de las VTC siguiendo las indicaciones de la CNMC.

Así se recoge en el borrador de una orden que en opinión del Consejo Económico y Social (CES) crea inseguridad jurídica.

Este órgano consultivo del Ejecutivo considera insuficiente que la Consejería se limite a obligar a los vehículos de alquiler a «permanecer estacionados en lugares distintos a las vías y espacios públicos».

En su dictamen añade que, además de prohibirles aparcar en la vía pública, debe establecerse «la obligación de permanecer en la base de la entidad titular del vehículo» o en garajes y aparcamientos «no ubicados en la vía pública».

Por su parte, el presidente de Radio Taxi, Javier Pardo, considera que si no se obliga a los VTC regresar a las instalaciones de sus empresas, «aparcan en gasolineras y en garajes privados», sorteando así las obligaciones que les impone la legislación.

Noticias del taxi en Murcia

La Consejería de Fomento de Murcia permite a los VTC saltarse la normativa