Taxistas de Oxford protestan por la llegada de Uber a la ciudad



Los clientes que tienen la aplicación instalada de Uber, que no tiene licencia para operar en Oxford, ahora pueden usar la aplicación para solicitar taxi de una empresa local.

Pero otras empresas que se oponen a la llegada de Uber dicen que será «catastrófica» para los operadores locales.

Uber que sigue la misma estrategia en todo el mundo, en las ciudades donde tiene prohibido operar, dijo que estaba orgulloso de conectar a los pasajeros con empresas de taxis locales en pueblos y ciudades donde no opera.

Las personas con la aplicación Uber a través de su prueba de Local Cab ahora pueden reservar un viaje con 001 Taxis Oxford cuyos conductores tienen licencia en la ciudad.

Durante una protesta frente al Ayuntamiento de Oxford, el organizador Azmat Sherwani dijo: «A nivel nacional, Uber no ha podido obtener una licencia en muchas zonas, así que lo que han hecho es comprar el proveedor de tecnología más grande en la industria del taxi.

“Lo que esto les ha permitido hacer… es ingresar a diferentes zonas sin tener licencia. Los clientes llegarán desde Londres, pero ahora ya han descargado Uber y lo usarán; tendrá efectos catastróficos en los conductores y los operadores locales».

Se produce después de que Uber comprara su mayor rival en el Reino Unido, Autocab, que opera una aplicación de reserva de viajes para empresas independientes de minicab en todo el país.

El Ayuntamiento de Oxford dijo que su equipo legal estaba revisando el acuerdo.

El subdirector Tom Haynes dijo:

«Si una empresa tan grande como Uber no está preparada para presentar su propia solicitud en el Ayuntamiento de Oxford y tener sus propios taxis con licencia aquí, eso me preocupa … Me preocupa que Uber intente entrar en Oxford por la puerta trasera».

Uber trató hace unos años de obtener una licencia para operar en Oxford, pero no prosiguió con su solicitud después de que el consejo planteó problemas sobre la seguridad de los pasajeros y los estándares ambientales.

Taxistas de Oxford protestan por la llegada de Uber a la ciudad