Los taxistas alemanes se enfrentan a una situación catastrófica debido al coronavirus

Se estima que 3.000 de los casi 8.000 taxis en Berlín han sido retirados del servicio.

El resto de los vehículos que aún operan en la capital alemana no pueden ganar mucho dinero en las circunstancias actuales.

Durante un turno de 10 horas, los conductores ganan un promedio de 50 euros, cayendo muy por debajo del salario mínimo de 9,35 euros la hora de Alemania.

La situación es «catastrófica», dice uno de los taxistas. «Hemos visto una caída en los ingresos del 80% al 90%».

En la ciudad de Colonia, en el oeste de Alemania, las compañías de taxis registraron al menos una reducción del 80% en el sector en las últimas semanas, con más de la mitad de la flota de 1.100 vehículos que se queda en casa.

Los taxis forman parte de los sistemas locales de transporte público de Alemania y tienen la obligación legal de operar a menos que se indique lo contrario.

Adaptarse para mantenerse a flote

En un intento por compensar el daño financiero, las compañías de taxis en Alemania han comenzado a ampliar sus servicios.

En Colonia, las compañías de taxis ahora ofrecen recoger alimentos o medicamentos para los clientes que ya han pagado los productos y entregarlos en sus casas.

Los taxistas también pueden recoger la lista de compras y el dinero de un cliente e ir a comprarlos por un precio fijo.

«Estamos tratando de ayudar a las personas que no están en condiciones de ir de compras», dijo un taxista de Colonia.

Los taxis en Düsseldorf y Hamburgo también ofrecen servicios de entrega similares a precios fijos. En Munich, los taxis ofrecen llevar a los sanitarios a trabajar de forma gratuita para minimizar el riesgo de infección.

El gremio de taxis de Berlín llegó a un acuerdo con el gobierno de la ciudad-estado que permite a los taxistas ofrecer precios más bajos para las entregas de comestibles y farmacias de lo que normalmente cobrarían por una tarifa regular de pasajero.

También ofrecen recoger comida para llevar de restaurantes y otros artículos de tiendas.

La mayoría de las personas que contactan son personas mayores que no quieren salir de su casa.

Los taxistas alemanes se enfrentan a una situación catastrófica debido al coronavirus

1 Comentario

Comments are closed.