Uber se siente como un negocio sin corazón después de denegarle la licencia en Londres

Uber es una de esas marcas sobre las cuales todos tienen una visión.

Las actitudes hacia este disruptor global del mercado de taxis a menudo están polarizadas, por lo que cuando Transport for London (TfL) nuevamente revocó su licencia para operar en Londres la semana pasada, sus oponentes (los taxis) se regocijaron, pero gran parte del público viajero afirmó TfL era parcial, proteccionista y antiinnovador.

Para muchos, Uber ha hecho que los taxis más rápidos y asequibles.

Cualquiera sea su punto de vista, las campañas de marketing y comunicación de Uber en los últimos años han sido una mezcla.

Uno escucha regularmente historias de terror de los usuarios y si alguna vez ha intentado presentar una queja sobre un conductor, pronto compartirá la frustración de un sistema torpe.

El limitado éxito de Uber

Desde el punto de vista de los asuntos públicos, la incapacidad de Uber para convencer a TfL de que es una operación fundamentalmente segura, a pesar de un aplazamiento hace poco más de un año, ha sido un fracaso tangible.

Y en todo el mundo, hay otras ciudades donde Uber ha sido prohibido.

Esto a pesar de que Uber gastó una fortuna a lo largo de los años en profesionales de comunicaciones como la ex asesora de Google y Michael Bloomberg, Jill Hazelbaker, que forma parte del equipo de liderazgo ejecutivo, y en polítiicos, relaciones públicas y agencias de publicidad.

El limitado éxito de Uber en este sentido se reduce a la incapacidad de expresar sus valores y propósito centrales.

Se siente como un negocio sin corazón

Sí, emplea a 45.000 conductores en Londres, pero en situación precaria, con bajos sueldos, sin seguros sociales, sin derecho a vacaciones, por eso, si uno les habla, la mayoría de las familias, expresan poca lealtad o afecto a una operación que parece percibirse como fría, distante e incluso codiciosa.

Si Uber apela, este debate continuará. Pero si la marca deja de funcionar, que lo hará, planteará una pregunta: ¿dónde estaba el verdadero valor de la marca de Uber más allá de una aplicación inicialmente superior?

Uber se siente como un negocio sin corazón después de denegarle la licencia en Londres

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here