A partir del 1 de octubre las comunidades quedan habilitadas para regular los VTC

El 1 de octubre es la fecha límite para que las comunidades autónomas modifiquen las condiciones de precontratación, solicitud de servicios, captación de clientes, recorridos mínimos y máximos, servicios u horarios obligatorios y especificaciones técnicas de los Vehículos de Transporte con conductor (VTC).

La ministra de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, Raquel Sánchez, se ha comprometido con el sector del taxi a vigilar que los VTC con autorización nacional no prestan servicios de carácter urbano, una vez expire el real decreto que aprobó el exministro José Luis Ábalos en 2018.

En este sentido, los taxistas están preocupados porque en muchos casos aún no se ha legislado en las comunidades autónomas y hay cierta incertidumbre sobre si estas autorizaciones a los VTC podrán seguir permitiendo que ofrezcan servicios urbanos.

«Los cuatro años de moratoria que el decreto daba a las comunidades para legislar llegan a su fin y en muchos casos, como en la Comunidad de Madrid, el sector afronta con mucha incertidumbre la situación de miles de VTC que, a día de hoy, no sabemos si van a seguir circulando a pesar de no poder hacerlo legalmente», ha señalado el presidente de Antaxi, Julio Sanz.

Aunque la titular de la cartera ha recordado que estas autorizaciones, tal y como marca la ley, no podrán realizar servicios urbanos, sí queda abierta la posibilidad de que las comunidades autónomas, en el ámbito de sus competencias, creen autorizaciones urbanas.

A partir del 1 de octubre las comunidades quedan habilitadas para regular los VTC