La Junta de Transporte de Vancouver (Canadá) cierra el servicio de Uber

A principios de semana se anunción por parte de la Junta de Transporte de Pasajeros de la provincia de Vancouver, que los servicios de Uber habían sido efectivamente cerrados.

Uber llegó a la ciudad en silencio el verano pasado.

Pero a finales de noviembre, en la víspera del lanzamiento público de la compañía, el PTB notificó oficialmente a Uber que la tarifa mínima obligatoria de la provincia para limusinas es de 75 dólares por viaje, independientemente de la distancia recorrida o la duración.

«Sí, sabíamos sobre el mandato de 75 dólares por viaje cuando queríamos entrar en el mercado de Vancouver», dijo el cofundador y CEO de Uber, Travis Kalanick. “Por supuesto, casi nadie cumplía con esa regla. Incluso hoy, puede llamar a prácticamente cualquier compañía de limusinas en la ciudad y obtener transporte por mucho menos de 75 dólares. Y no solo las limusinas del aeropuerto tienen una exención de las reglas y cobran casi la mitad”.

Kalanick señala que Uber no es una empresa de transporte, sino una app que conecta a los clientes con el proveedor de transporte más cercano, es decir, un conductor con un vehículo.

El modelo de negocios de Uber se ha encontrado con la resistencia de varios legisladores del transporte en muchas de las ciudades en las que ahora opera.

Más noticias del taxi en Canadá

La Junta de Transporte de Vancouver (Canadá) cierra el servicio de Uber