La policía de Toronto lanza medidas enérgicas contra los conductores de Uber

La policía de Toronto ha puesto en marcha una ofensiva contra los conductores de UberX, en lo que es la última escalada de una serie de enfrentamientos entre las autoridades de la ciudad y la compañía.

Al menos once conductores de UberX se enfrentan al menos a 22 cargos después de una una semana de inspecciones a vehículos sin licencia a principios de este mes.

Los controles se producen en medio de una batalla legal entre la Ciudad de Toronto y la compañía que no tiene licencia para operar en Canadá.

La policía dijo el martes que los controles se efectuaron por su propia voluntad y no estaba relacionada con la batalla legal.

«Un par de mis oficiales más jóvenes que están en contacto con la tecnología identificaron un problema de seguridad pública», dijo el superintendente Scott Wiedmark, de la 12 División de la Policía de Toronto.

Los 11 conductores estaban citados en la Corte Provincial de Delitos de Ontario el jueves, aunque el Superintendente Wiedmark dijo que puede haber más conductores involucrados.

La ley de Ontario requiere que los conductores comerciales lleven una póliza y licencia de seguro comercial.

Mientras tanto, los conductores de UberX solo disponen de una licencia de conducir personal y un seguro.

Más noticias del taxi en Canadá

La policía de Toronto lanza medidas enérgicas contra los conductores de Uber