¿Permitirá Zaragoza que Cabify opere con impunidad como hace en otras ciudades?

Después de haberlo anunciado a través de reuniones y notas de prensa, Cabify ha entrado este miércoles, 4 de marzo en Zaragoza.

Ningún Gobierno ni ayuntamiento está nunca preparado para la irrupción de estas plataformas en sus ciudades, que se saltan continuamente la normativa.

Los taxistas temen que Cabify no cumpla con la normativa y les haga la competencia desleal.

Y no van desencaminados.  En todas las ciudades es así.

El Gobierno de Aragón aprobó en 2019 un decreto por el que se establece que las VTC tienen que establecer un mínimo de 15 minutos para la contratación del servicio y, una vez finalizado, deben volver a la base.

Esto supone que no pueden captar clientes en la vía pública.

Morón ha dicho que se mantienen «expectantes» y ha lamentado que «el historial de Cabify en otros lugares de España es de incumplimiento de la normativa».

Los taxistas de Zaragoza se reunieron la pasada semana con los representantes de la Diputación General de Aragón y con la Policía Local para pedir a los agentes que controlen a los vehículos de Cabify.

«Lo que no vamos a consentir es que trabajen como les dé la gana, que es lo que vienen haciendo allí donde están, en Andalucía, Madrid o Catalunya, campan a sus anchas, van por la calle a captar clientes y eso no lo vamos a permitir», ha remarcado.

El aviso en las redes sociales

Desde las redes sociales, usuarios de Barcelona y Madrid ya han alertado al alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, sobre la forma de operar de esta plataforma.


Más noticias del taxi en Zaragoza

¿Permitirá Zaragoza que Cabify opere con impunidad como hace en otras ciudades?