Conoces la regulación de Uber en Bélgica?

En abril de 2014, Uber fue prohibido en Bruselas, y la compañía fue amenazada con multas de 10.000 euros a los conductores que realizasen el servicio.

Un tribunal de Bruselas emitió una orden que prohíbe Uber, diciendo que su flota no tiene las licencias necesarias para operar en la capital de la UE.

Bruxelles-Mobilite, la administración de la región federal de la ciudad responsable de la infraestructura y el tráfico, precintó 13 vehículos de Uber hasta marzo de 2014 y un portavoz del organismo describió el servicio como «ilegal» en junio de 2014.

El portavoz también dijo en un declaración pública de que Bruxelles-Mobilite generalmente abordaba el problema de los taxistas ilegales en un sector que era difícil de regular.

Aunque ya estaba prohibido en Bruselas, Uber publicó un anuncio en LinkedIn, en junio de 2014, ofreciendo un puesto de «Gerente General» con sede en Bruselas.

En octubre de 2015, Uber suspendió su servicio UberPOP, pero continuó operando con el servicio UberX.

Al llegar marzo de 2018, los taxistas se manifestaron, bloquearon las carreteras y exigieron al gobierno que retirara los planes para facilitar el funcionamiento de las compañías ilegales.

El 18 de diciembre de 2018 un tribunal belga prohibió operar a Uber y aparentemente apuntaba a todos los servicios.

La medida tuvo como objetivo aclarar una decisión tomada originalmente en 2015, que ordenó a la compañía cerrar sus servicios de Uberpop, mientras que el servicio UberX, no se vio afectado.

En noviembre de 2019 los sindicatos de taxis de Bruselas FeBeT, Taxis United, ATB y UPETTC volvieron a llamar a la huelga para el 26 de noviembre de 2019 a partir de las 09:30 en Gare du Nord.

El gobierno belga aprobó una serie de medidas a final del año 2019, que tendrían como objetivo la seguridad y que las condiciones de detección sean obligatorias para cualquier candidato que busque trabajar con una compañía de transportes, como una evaluación psicológica para excluir perfiles potencialmente peligrosos.

En marzo de 2021 se aprueba una nueva normativa para limitar la captación ilegal de Uber en las calles belgas. Entra en vigor la prohibición de que los conductores usen los teléfonos móviles para contratar servicios y se prohíbe expresamente usar el geolocalizador.

Uber sigue operando en Bruselas pese a su prohibición. Desde 2018, son casi 10 millones de euros de multas que esta empresa debe a los fondos de la región de Bruselas-capital.

El miércoles 24 de noviembre de 2021, el Tribunal de Apelación de Bruselas emitió una sentencia que implica que la orden de cesación de operaciones emitida en 2015 contra UberPop (que permitía a las personas prestar servicios de transporte de pasajeros) también se aplica a los servicios de movilidad proporcionados por conductores profesionales de LVC (VTC).

El Tribunal ordena el cese de las actividades ofrecidas por UberX, dictaminando que las condiciones de UberX y UberPop son las mismas que las ya prohibidas en el 2015 y que, además, los contratos celebrados entre las empresas de LVC y Uber eran artificiales.


Descubre todas las noticias sobre Uber en Bélgica

Conoces la regulación de Uber en Bélgica?